Por qué dejé de leer cómics de superhéroes

Saludos,

sé que puede sonar extraño que alguien que escribe novelas de superhéroes diga que dejó de leer cómics de superhéroes. Extraño, por no decir contradictorio. Y puede que tal vez lo sea, pero tengo mis razones, que voy a exponer tras mantener varias charlas/discusiones con aficionados y autores sobre las últimas palabras dedicadas al género por el gran Alan Moore en su última entrevista para The Guardian.

¿Por qué dejé de leer cómics de superhéroes?

POWERS019_COV_solicitAntes de entrar en materia, me gustaría aclarar que, en realidad, esa afirmación es falsa (he sido un poco tramposo, lo reconozco); no he dejado de leer cómics de superhéroes, en todo caso he dejado de leer cómics de superhéroes de MARVEL y DC. En la actualidad sigo series como Invencible o POWERS, que contienen la ración superheroica que necesito y que, considero, no pretenden tomarme el pelo.

Para entrar en materia, imagino que no será un descubrimiento para nadie el decir que ya tengo una edad (acercándome al 4 peligrosamente) , y que ya no me emocionan los mismos cómics que me emocionaban con 12 o 13 años. Creo, si no recuerdo mal, que una de las primeras series que compré con mi dinero fue La Liga de la Justicia de Giffen, DeMatteis y Maguire. Recuerdo aquella serie (me la hice entera) con nostalgia, y aún hoy en día la releo de vez en cuando y me lo paso en grande. Pero eso me ha pasado con muy pocas series después, y muchas menos durante los últimos 10-15 años.

VCuando más he disfrutado del género, dejada atrás la adolescencia, ha sido cuando he descubierto las obras de autores que abordaban a los superhéroes desde un enfoque nuevo, quizás más adulto, y arriesgaban con historias nuevas y originales; cuando se veía una evolución. Entre ellas destacaría Watchmen, El Regreso del Señor de la Noche, V de Vendetta, Born Again, y, más recientemente, POWERS, Ex Machina, Rising Stars, MARVELS, Astro City, Astonishing X-Men… Pero no son suficientes, no para mí; siguen siendo gotas en la inmensidad del océano.

La mayoría de autores, empujados por las necesidades y las absurdas reglas que las grandes editoriales imponen a sus personajes, se resignan y escriben aquello que pueden, no aquello que quieren, y eso se nota. Los guiones se resienten, se repiten las fórmulas, y los dibujantes, a menos que sean auténticos genios, obligados por las malditas fechas de entrega, no pueden dar todo lo que les gustaría y a menudo son sustituidos durante X páginas por autores mediocres que hacen páginas de relleno como si trabajaran en una fábrica y les diera igual dibujar un Superman que un Lagarto Juancho.

Y si a todas esas razones le sumamos la percepción que tengo, desde hace muchos años, de que a los lectores nos toman por tontos con tanto reinicio de sus universos, con la creación de tantos universos alternativos en los que nos cuentan la misma historia una y otra vez cambiando cuatro chorradas, con tanto crossover que te obliga a seguir 20 series para entender lo que sucede a tu héroe favorito, con la resurrección de personajes muertos y requetemuertos, solo por seguir sacándonos el dinero…

Bien es cierto que ha habido excepciones, como he dicho más arriba, pero para mí no son suficientes. MARVEL y DC, en la actualidad, ya no hacen cómics, solo fabrican licencias, que son lo que les da dinero de verdad. Los lectores les importan tres cojones, para qué seguir engañándonos. Por desgracia, ahora que el género está más en boga que nunca en el cine y la televisión, ya es tarde para cambiarlo.

ConanSinceramente, creo que lo mejor que podían hacer por esos personajes que muchos amamos, es dejarlos descansar una tiempo, como sí se hizo con Conan. Dejar pasar el tiempo hasta que algún creador llegue con ideas y fuerzas renovadas, antes de destruirlo del todo, como casi hizo MARVEL, pero sé que eso es un imposible y que la rueda de fabricar dinero de estas grandes editoriales no se va a detener salvo catástrofe.

Solo espero que siga habiendo autores valientes que sigan creando pequeñas joyas, y que yo las pueda ver.

Un saludo,

Daniel Estorach

Anuncios

Comments

  1. Yo dejé los cómics Marvel por dos motivos parecidos a lo que comentas:
    1) la marcha de Claremont y Peter David
    2) la llegada de Rob Liefeld y cía.

    Recuerdo que a principios de los noventa empezó el crossover de los “Heroes Reborn”, o era “Heroes Return” no me acuerdo. Da igual, el caso es que fue la gota que colmó el vaso. Resumidamente, estos crossovers cortaban por la mitad las sagas de mis autores favoritos y a la vez me obligaban a comprar la basura de los demás. Cierto que no eran los primeros ni mucho menos, pero esta vez creo fue más descarado; y así ha seguido desde entonces según tengo entendido.

    Combinado con una creciente falta de tiempo y dinero tomé la decisión de dejar los cómics de superhéroes (también compraba algo de DC), pero creo que más que una decisión fue por puro y simple hastío.

    En fin, hace poco compré el libro “The Marvel Encyclopaedia” para saber que había sido de mis héroes favoritos y la verdad es que no los reconozco. No sé cuántas refundaciones o cuántos cambios de universo ha habido pero vamos, que no, que para mi se ha acabado. Una lástima.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

© Daniel Estorach and Norma Editorial SA. All rigths reserved.
A %d blogueros les gusta esto: